martes, 30 de mayo de 2017

Mind the gap

Mind the gap, leyó en el cartel. Cuidado con el hueco. El hueco entre vagón y andén, claro. Pero él pensó en el espacio vacío que había en su vida y se preguntó si en Londres encontraría por fin la manera de llenarlo.

lunes, 29 de mayo de 2017

Torpezas

—¿Por qué me has mandado flores a casa?
—¿Te han gustado? Son rosas.
—Sí, muy bonitas, pero mira que eres bruto. Sólo a ti se te ocurre poner en la nota: «quiero follarte el culo otra vez». Tenías que haber visto la cara del repartidor.
—Nunca estás contenta. Luego te quejas de que no tengo gestos románticos.

domingo, 28 de mayo de 2017

Consuelos

Me lo paso muy bien discutiendo con locos porque hacen que me sienta normal.

sábado, 27 de mayo de 2017

La dura condena

—Nunca puedo hacer las cosas que quiero, tengo la sensación de estar atrapada en un bucle desde que terminé la carrera.
—Sí, eso se llama vida adulta.

viernes, 26 de mayo de 2017

Toponimias propias

Yo de pequeño creía que Talavera de la Reina se llamaba Calavera de la Reina, lo que sin duda era vivir en un mundo más interesante.

jueves, 25 de mayo de 2017

Reencuentros

Quedo con una ex novia doce años después de la última vez que nos vimos, pero en ningún momento se menciona nuestra pasada relación, en parte tal vez porque está presente el nuevo novio, un francés muy callado. Yo también soy poco hablador y lo mismo se podría decir del estudiante de medicina con el que salió después de que me dejara, así que aquí hay una pauta. Relacionado con esto del habla, me da la sensación de que le ha cambiado la voz, pero es difícil saberlo realmente. Yo la recordaba más infantil, aunque entonces ella tenía veinte años, y ahora suena a mujer adulta. O bien nos engañan nuestros recuerdos o bien el tiempo lo cambia todo. Hablamos sobre todo de política y de turismo, que no sé si es lo normal en gente que vuelve a verse después de una docena de años, y me pregunto para mis adentros si existirá el concepto de «turismo político».

miércoles, 24 de mayo de 2017

Reclamos

La mejor manera de ligarse a personas ególatras es llevar gafas de sol espejadas, pues así pueden mirarse todo el rato mientras hablan contigo.